¿Emociones Geométricas?

Pretendo que este breve viaje por nuestra realidad, pueda contribuir a la mejor comprensión de la increíble relación que existe entre aparentemente distantes conceptos como son la geometría, las emociones, nuestros pensamientos y la atención.

Así que comencemos con el principio.

La Atención

Aplicación voluntaria de la actividad mental o de los sentidos a un determinado estímulo u objeto mental o sensible, dicho de otra forma, si te indico en este momento “pon atención a la postura de tus manos” o “dirige tu atención a lo que estás escuchando” seguramente en ese momento, haces consciente, cualquiera de las dos cosas.

A donde va nuestra atención, va nuestra energía y se van también nuestros pensamientos.  Cada vez existen más estudios que comprueban que los seres humanos, así como piensan, crean sus emociones, conductas y por ende, su realidad.

Esto es lo que sucede prácticamente con todo cuanto hacemos, si ponemos atención a nuestro negocio, seguramente este tiende a crecer, si ponemos más atención a nuestros hijos y familiares, seguramente vamos a mejorar nuestras relaciones, si ponemos más atención a nosotros mismos, seguramente estarás pendiente de ti mismo como persona y la relación contigo mismo tiende a mejorar, cuidarás más tu alimentación, tus horas de sueño, tus hábitos en general.

Pensemos entonces, que la atención, puede ser un tema de estrategia.  Y aquí es donde empieza lo fascinante (¡al menos para mí!).  Al ser yo una persona dedicada a desarrollar estrategias para lograr los objetivos propios y de mis clientes, elijo estudiar la mayor cantidad de temas posibles, que estén asociados con nosotros los humanos.  Tanto es lo que deberíamos estudiar sobre nosotros mismos, que simplemente no hay tiempo sobre la tierra que permita estudiarnos, y sobre todo aprender de nosotros mismos.

¿Por que es la atención una estrategia?

Por que precisamente, cuando estamos atentos a un “algo” en específico, comenzamos a descubrir cada vez más cosas sobre ese algo, y nuestra atención, es decir, la concentración de nuestros pensamientos y energías creativas, se enfocan en ese algo.  Ejemplo:  Quieres comprarte un Mustang Amarillo ¿ajá? Entonces, empiezas a consultar en internet todo lo referente a ese Mustang Amarillo, sus especificaciones, versiones, precio, motor, características, asientos, rendimiento, en fin, todo lo relacionado a este Mustang Amarillo.

Sales de tu casa, como cualquier otro día, y avanzas 3 calles, y ¿qué crees que encuentras en la calle? Efectivamente, un Mustang Amarillo.  Más tarde, sigues con tu día, y vuelves a salir para ir a tomar café con alguien, llegas al estacionamiento, y ves otro Mustang Amarillo.  ¿coincidencia? Posiblemente, pero no lo creo.

Entonces, ¿que sucede cuando pones tu atención en resolver un determinado problema para un proyecto personal o el de la cuenta de algún cliente?.  Además de que evidentemente los conocimientos y experiencia que tengas en determinada área profesional son un refuerzo tremendo para hacer bien las cosas, está nuestra atención.

La atención es lo que ha guiado la estructura del conocimiento técnico.  ¿Que hace un investigador? Enfoca toda su atención a resolver un problema o encontrar patrones de conducta en una investigación de mercado.

La atención es la fuerza que dirige nuestro pensamiento.

 

La música es geometría

Te voy a pedir que veas este video, con atención, y sigas leyendo…

 

Como bien observaste, la música afecta directamente la materia, la materia es energía, por lo tanto la música afecta la energía.  ¿y qué es la música? Acertaste, la música es vibración.  En el video de Nigel Stanford, lo que estamos observando, es el efecto que tienen las vibraciones de la música, en la materia, que como bien sabes, es energía.

Ahora bien, ¿observaste los patrones geométricos que se formaban en la charola de metal? ¿Verdad que te recuerdan a esos patrones geométricos repetitivos de la india, los mandalas?

Y seguramente también observaste el impacto de prácticamente todas las notas, sobre los diferentes elementos, inclusive el fuego.

La geometría es la ciencia de la forma.  Y como bien sabes, la forma es lo que percibimos todos los días en nuestra realidad.  Si volteas a ver alrededor tuyo, todo está compuesto de formas, y colores.

La geometría ha jugado un papel fundamental en el desarrollo de la vida en los seres humanos. Desde los Chinos, Mayas, los Griegos y absolutamente todas las civilizaciones, han usado la geometría para organizar los elementos de la tierra, para poder crear diseños, composiciones estéticas que puedan comunicar algo, o tengan utilidad.

El diseño, básicamente es una técnica para organizar elementos dentro de un contexto, que puede tener funciones expresivas, funcionales y tecnológicas.

Esto quiere decir que un diseño puede comunicar, ser útil y cuenta con algún tipo de tecnología.  Hay quien dice que la forma precede a la función, o que la función precede a la forma.

Yo creo que el propósito, precede a la forma y la función

Ahora bien, como diseñador, llevo ya un rato estudiando el diseño y la geometría en el diseño de imagen corporativa o “branding” y sé que todos los logotipos y las marcas, están basadas en diseños y patrones geométricos, lo que hace que algo “me guste” o “no me guste”.  Para eso sirve el diseño, para que algo se vea, y se sienta, bien.

Si no me crees te pregunto algo ¿que desearías tener en este momento en tus manos, un celular Huawei o un iPhone X?

Exacto.  Las formas hacen que la percepción de “agradabilidad” se incremente.

Checa esto sobre el diseño del logotipo de Pepsi.

Y no solo comunica diferentes emociones, si no que la geometría que hay detrás del diseño, está basada en unos campos energéticos del mismo logotipo.

Todo esto, a lo largo de los años, y basado en cientos de proyectos para crear experiencias de marca, campañas de publicidad y comunicación, posicionamiento de marcas, cursos, y conferencias, aprendiendo cuáles han funcionado muy bien y cuáles no, me han llevado a reflexionar, que dependiendo de la intención y la atención que le ponga a un determinado proyecto, puede tener uno u otro resultado.

Todo es Vibración

¿A donde quiero llegar con esto?, si la música, que es vibración, afecta la materia y nuestras emociones ¿qué pasa con nuestros pensamientos?

El pensamiento es lenguaje, el lenguaje también es vibración.

Esto quiere decir que dependiendo del lenguaje y de como me exprese, de cuales sean mis intenciones y a donde esté enfocada mi atención, será el tipo de resultado que puedo obtener con algún proyecto, independientemente de si es sobre marketing, sobre alguna organización no gubernamental, el posicionamiento de una ciudad o diseñar una tarjeta de presentación.

Luego entonces, el pensamiento es vibración.

Ok, te estarás preguntando – ¿que te fumaste brother? – , la realidad es que no fumo desde hace más de 15 años, pero lo que si hago, por curiosidad, y para seguir desarrollando mi creatividad, es investigar; investigo y estudio sobre todos lo temas que me interesan para enriquecer mi trabajo, mi vida y tratar de crear una mejor calidad de vida.

Pitágoras definió este efecto como la “Música de las Esferas” , el postulaba que la distancia y las proporciones geométricas entre los planetas del sistema solar, son correspondientes a las proporciones armónicas de la música.

Entonces, si quedamos en que todo pensamiento es vibración, y la vibración es la causa de generación de todo tipo de ondas. Me surgen varias preguntas:

  • ¿Que tipo de ondas estoy generando con mis pensamientos y mis palabras?
  • ¿Están mis pensamientos a la altura de las ondas que quiero generar?
  • ¿O me quejo de todo todo el tiempo?
  • ¿Que resultados estás teniendo en lo que haces todos los días?

Me puse a investigar aún más, sobre este tema de la vibración, y si era algo “científico” es decir, que además del videito de Nigel Stanford, hubiera más información….¿y pues que crees? Que hay información de sobra.

Ahora bien, si todo es vibración y mis pensamientos, emociones y todo esto, impacta con ondas directamente a mi interior y mi exterior

¿que puedo hacer para mejorar mi vibración?

Además de ir a terapia emocional, para vaciarte de todas las emociones negativas que traigas encima, te puedo recomendar, algunas de las siguientes acciones, que sin duda, pueden impactar directamente en la calidad de tus pensamientos, emociones y conductas, y por ende, en tu vibración:

Escucha música que te “eleve”

La música es un “must” si tienes cuenta de Apple Music o Spotify, puedes poner alguna lista que sea para meditar, para concentrarte.

El hecho de estar escuchando buena música mientras trabajas, puede ayudarte a mejorar la concentración.

Baila

El baile es algo divertido y que sin duda ayudará a que te sientas mejor; si eres de esas personas que tienen 2 pies izquierdos, que no te importe, el objetivo es que te diviertas, que generes endorfinas, y que sepas que puedes bailar como si nadie te viera.

Se consciente de tus pensamientos

Escribe regularmente tus pensamientos, reflexiones, tus observaciones, te recomiendo cargar una pequeña libreta o que los apuntes en tu teléfono.  El simple ejercicio de capturar tus pensamientos, te irá haciendo cada vez más consciente de los mismos.  Pon atención a lo que estás pensando mientras conduces, mientras haces ejercicio, mientras conversas con alguien.

Escribe

Si puedes escribir de manera regular, es una práctica que tiene enormes beneficios.  Además de que puedes practicar la estructura y la facilidad de expresarte, desarrollas la concentración, la libre asociación de ideas, la generación de ideas, y mientras más escribes, vas agudizando tu pensamiento y observación.

Medita

La meditación es una práctica extraordinaria.  Hay muchas formas de hacerla, la manera básica de meditar es simplemente sentarte en silencio, con la espalda recta y las manos sobre las piernas.  Lo único que tienes que hacer es estar consciente de tu respiración.  Así de simple, estar consciente de respirar y mantenerte así por 10 o 20 minutos diariamente.  Dejas que todos los pensamientos que pasen frente a ti, simplemente sigan su camino.  La idea es mantenerte consciente de que estás respirando.

Esta práctica, además de que te hará sentir mejor, disminuirá el stress, y te permitirá enfrentar mejor las circunstancias durante el día.

Practica Mindfulness

El mindfulness es otra práctica que te recomiendo mucho, y es de alguna forma, una especie de meditación en movimiento.  Esto es, que te mantengas consciente de tu respiración durante todo el día, independientemente de las actividades que estés haciendo.

Por ejemplo, si estás caminando, que tu atención esté en tu cuerpo, en lo que sientes al mover las piernas, las manos, la postura de tu espalda.  Si estás cocinando, estar consciente de tus movimientos al preparar tus alimentos, los olores, es decir, toda tu atención está en lo que estés haciendo.

Con esta práctica, tu mente no estará oscilando en los pensamientos y eventos pasados, ni ansiosa y preocupada por las cosas que pasarán en el futuro, te mantiene presente.

¿Y todo esto, como lo vinculas con el marketing y lo digital?

Ah, que buena pregunta

  • ¿si te sientes mejor y te sientes bien, crees que puedas estar en mejor estado de ánimo para hacer mejores estrategias?
  • ¿Desarrollar tu creatividad para hacer mejores contenidos?
  • ¿Contar mejores historias?
  • ¿Servir mejor a tus clientes?
  • ¿Desarrollar nuevos proyectos?

Me encantaría conocer tus comentarios, saber que piensas y si es que tu practicas algo para ser y sentirte mejor.

Gracias por leerme.